El pilar, la columna y la pilastra.

Tres son los tipos de soportes arquitectónicos que existen: el pilar, la columna y la pilastra, pero sabríais decir cuáles son sus diferencias?

El más antiguo de ellos es el pilar (por lo general de forma cuadriforme), ya tenemos grandes ejemplos en la prehistoria como es el caso de Stonehenge, en donde ya apreciamos cual es su objeto, el de soportar las cargas del dintel sin deformarse o torcerse, este sistema pilar-dintel también aparecerá en la arquitectura de otras civilizaciones como la egipcia y la griega, y en diferentes etapas de la historia, como el románico o el gótico en donde evolucionarán en formas y en diseños hasta nuestros días.

Stonehenge
Stonehenge


La columna (de forma circular) también esta asociada a la arquitectura adintelada o arquitrabada, y estas pueden estar exentas o adosadas y además de la función estructural también tienen una función estética muy importante. Están compuestas por: basa, fuste y capitel, este último servirá para que cada civilización las ornamente con formas que se inspiraran de la naturaleza, palmiriformes en Egipto, hojas de acanto en Grecia o toros en Persia, entre otros muchos ejemplos.


La pilastra es un elemento que esta adosado al muro, y aunque en ocasiones pueda utilizarse para una función estructural por lo general suele desempeñar un papel decorativo, y como ocurre con la columna se divide en basa, fuste y capitel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *